Colapso en el Gran Santo Domingo; hospitales alcanzan el 100% de ocupación

[ Por: Alicia Ortega ] / martes 28 julio, 2020 - 2:45 AM

SANTO DOMINGO.- Tras casi cinco meses de haberse reportado el primer caso positivo de COVID-19 en el país, la ocupación hospitalaria hoy colapsó en el Gran Santo Domingo, alcanzando un 100 por ciento, o sea cero camas disponibles según el boletín de Salud Pública de este lunes.

Aunque muestran una realidad, las cifras son incapaces de reflejar el drama humano que viven los que aquejados por algún síntoma, buscan desesperadamente un centro que los atienda y cuando lo consiguen, en ocasiones, tienen que esperar hasta tres días en un asiento hasta que se desocupe una cama.   

Se trata de un panorama difícil que también debe enfrentar el personal médico, agotado por las intensas jornada laborales que les ha impuesto la  pandemia.

Esta noche los llevamos a varios centros de Salud, las escenas más dramáticas son las del hospital Regional Marcelino Vélez, a donde entró el equipo de El Informe a las salas de emergencia, UCI e internamiento por COVID.

Al ver, estas imágenes piense en sus familiares, en usted mismo, y en las medidas que puede tomar desde ya para evitar convertirse en parte de las estadísticas.

Según el boletín difundido este lunes, hay 259 trabajadores de la salud positivos al coronavirus, de los cuales el 64 % son mujeres.

Cabe resaltar que a pesar de las investigaciones y los adelantos con respecto a una posible vacuna, hasta la fecha, las únicas vías seguras para evitar el contagio son el distanciamiento físico, el uso de mascarillas y el lavado de manos frecuente.

Son las mismas medidas que hemos estado repitiendo durante casi cinco meses.

Sin embargo, aún persisten quienes salen a la calle, ignorando el peligro invisible que les acecha.

Para todo aquellos, recuerden que de poco valen las medidas que impongan las autoridades si no respetamos estas simples instrucciones.

Ojala que ustedes que me escuchan no tengan que entender esto cuando sea demasiado tarde y estén sentados en la silla de un hospital, faltándole la respiración y sin esperanza de conseguir una cama vacía donde puedan recibir el tratamiento adecuado.

Deja un comentario

últimos informes

MUERTAS EN VIDA