BAJO DE LOS ESCOMBROS

[ Por: Alicia Ortega ] / martes 24 enero, 2023 - 3:04 AM

LA VEGA.– Tras el derrumbe registrado en una edificación comercial de cuatro plantas en La Vega, el CODIA ha advertido que alrrededor de un 95 por ciento de las edificaciones del país se ha levantado de forma irregular, sin cumplir con los parámetros y exigencias establecidos.

Es una realidad que pone en entredicho a todo el sistema, que incluye a constructores, promotores y, por supuesto, a las propias autoridades, quienes tienen la obligación y el compromiso de mantener el orden en dicho pujante sector de la economía.

El equipo especializado en estructuras colapsadas daba un último vistazo en la zona. Intentaban confirmar que ninguna persona permaneciera debajo de los escombros.

Era la mañana del viernes, habían pasado unas 45 horas desde el desplome del edificio donde funcionaba la tienda conocida como Multi Muebles, dedicada a la venta de enseres del hogar.

El equipo se movía con cuidado, se trata de una edificación de cuatro niveles que se desplomado. Todo aparentaba indicar que ya no había victimas debajo de las ruinas.

Básicamente ella ya había muerto por aplastamiento inmediamente había ocurrido el desplome. Todas esas son las losas, son cuatro losas que cayeron una encima de otra.

Teresa de Jesús es la madre de Yasiris Joaquín de Jesús. Vive en Cotuí y vividamente recuerda como le comunicaron sobre el derrumbe.

En principio las informaciones que recibía eran alentadoras.

Pero la trágica información llegaría solo unas horas más tarde. Ella se mantuvo en el lugar de la desgracia.

Yasiris, de 30 años, dejó en la orfandad a un niño de tres meses. La familia asegura que trabajaba en Multi Muebles desde hacía cuatro años y que se había integrado a sus labores hacia solo una semana, luego de cumplirse su licencia de maternidad.

Otras cinco personas también habían quedado atrapadas bajos los escombros, pero pudieron ser rescatadas con vida.

La joven de 22 años había permanecido bajos los escombros durante unas 10 horas.

Los rescatistas la sacaron por el interior de una vivienda contigua que también fue afectada y la llevaron hasta una ambulancia para trasladarla a un centro hospitalario.

Explica que por esta área hicieron contacto directo con Yesica.

La extracción era prácticamente imposible por el área.

Todavía le retumba en los oídos lo único que Yésica pronunció al tener contacto con él.

El lugar en donde se encontraba en el establecimiento comercial le favoreció.

Sin embargo, entre el primer contacto y las labores para rescatarla transcurrieron horas.

Yésica fue trasladada al Hospital Traumatológico Profesor Juan Bosch, de La Vega.

Además de los 142 rescatistas de diferentes puntos del pais, y los 32 miembros del cuerpo de bomberos, a las faenas integraron una unidad canina.

La operación de rescate se mantuvo durante más de 30 horas, mientras que por delante, quedaba por definir qué ocurrió para que la estructura de cuatro niveles se viniera al suelo.

Felix Matías, director de Planeamiento Urbano de La Vega, asegura que los registros del ayuntamiento no cuenta con ninguna otra documentación de dicha estructura, excepto unas certificaciones expedidas por los bomberos y por la Dirección Central de Investigaciones de la Policía Nacional, referente al fuego que afectó el establecimiento en marzo de 2019.

Entiende que tal situación representa mucho riesgo para el país, dado que ante un terremoto sería un serio problema.

Hay una comisión del Codia integrada por una serie de ingenieros estructuralistas que van a empezar a hacer el escarceo y van a empezar a hacer los estudios.

Señala que dicho estudio se iniciaría este sábado conjuntamente con la remoción de los escombros.

La experticia incluiría una serie de procedimientos técnicos, a los fines de determinar qué provocó la caída de la construcción. El estudio será bastante amplio.

Sostiene que para determinar las causas reales se hará una especie de estudio forense, como se aplica en medicina a los cadáveres.

Precisa que se trata de una estructura levantada hace varias décadas en la que tal vez no intervinieron manos expertas.

Ahora, el asunto me parece que tiene que ver más con con la carga que maneja el edificio, que quizás no fue la carga con que originalmente fue diseñado, pero para eso necesitamos el peritaje.

Explica que tal vez el fuego que afectó el edificio en 2019 tenga algo que ver con el caso actual.

Ahora el colpaso de la estructura provoca el desconsuelo de esta madre.

Aunque ella vivía en Moca y su hija Yasiris en Los Placeres, Río Verde Abajo, en La Vega, asegura mantenían una estrecha relación.

Quiere conservar fuerzas para el nieto que ha quedado en la orfandad y se resiste a recordarla como una víctima atrapada entre los escombros.

Muy bien lo dice el refrán, alegoría de la sabiduría popular que encierre siempre profundos saberes: “ponemos candado después del robo”.

Ahora las autoridades advierten que ha llegado el momento de poner los controles adecuados en el sector y observar qué ocurre con el resto de las edificaciones del país, en las que dicen intervienen incluso personas totalmente ajenas a la construcción.

Deja un comentario

últimos informes

DURA BATALLA
VIAJE FRUSTRADO
ATAQUE SIN JUSTICIA